Google+ Followers

jueves, 30 de octubre de 2014

INQUIETARTE/INQUIETA
IES Cañadas de las Fuentes, Quesada, Jaén (Hacer click para ver imagen completa)

Jueves, 16 de octubre de 2014 (publicado en www.inquietarte.es)

INQUIETOS / Yolanda Cruz - Unidad didáctica de introducción al lenguaje cinematográfico y a la semiótica de la imagen

Por tercer año consecutivo, el festival Visualízame ha acudido a su cita con uno de los destinos de su itinerancia, el museo Zabaleta de Quesada, Jaén. En esta ocasión, nuestra visita ha sufrido dos novedades, por una parte, la proyección de los cortometrajes ganadores de la IV edición del festival Visualízame, Audiovisual & Mujer, que organiza Fundación Inquietarte, ha tenido lugar en el salón de actos de la Casa de la Cultura, debido a que en el Museo se están realizando las obras de remodelación que le permitirán albegar una nueva sala dedicada a Miguel Hernández; por otra, se han sumado al publico de Visualízame, los alumnos y alumnas del Instituto de Enseñanza Secundaria, Las Fuentes.

Crisis y sexo

El palmarés de la IV edición del festival Visualízame, Audiovisual & Mujer, se proyectó el jueves 16 de octubre y fue una muestra de los argumentos que este año han primado en los trabajos recibidos a concurso y que pueden agruparse en un epígrafe común, la crisis. Esta crisis, social, económica, política y cultural se refleja en cortometrajes cuyas historias se centran en las ausencias parentales, en el sexo y el canibalismo, este último, tanto literal como metafórico. Así, en el caso del sexo, se da una vuelta de tuerca al tema de la prostitución, a través de la esclavitud sexual como en “María” de Mónica Lairana (Argentina, 2014), premio al mejor cortometraje de Ficción; una esclavitud que es posible desde la crisis que obliga a creer en encontrar un trabajo mejor a mujeres que abandonan sus países engañadas, y desde la crisis que aprovechan para lucrarse los mercaderes de personas que compran y venden a estas mujeres, más que animalizadas, cosificadas. El sexo pactado como remedio a la soledad y a la dificultad de mantener relaciones no virtuales, como en “La mujer asimétrica”, de Ana, M. Ruiz, (España, 2014), ganador del premio a la mejor Interpretación femenina para Teresa Arbolí.

La crisis a través del canibalismo, metafórico como en el caso de “Democracia”, de Borja Cobeaga (España, 2014), ganador del premio al mejor Guion Original y el canibalismo literal, como en “Canis”, de Marc Riba y Anna Solanas (España, 2014), ganador del premio al mejor corto de Animación.

El palmarés se completa con el premio al mejor Documental; “Zela trovke”, de Asier Altuna (España, Holanda, 2014), la Mención Especial a “Not anymore a story of revolution”, de Mattew VanDyke (Siria, 2014) y los Premios Especiales; Funespaña para “Epitafios”, de María Ballesteros (España, 2014) y Mujeres Juristas de Almería para “Tryouts” de Susana Casares (España, USA, 2014).

Lenguaje cinematográfico y miradas

El viernes 17, alumnos y alumnas del IES Cañadas de las Fuentes de Quesada asistieron a una unidad didáctica de introducción al lenguaje cinematográfico y la semiótica de la imagen que, como directora de Visualízame, Audiovisual & Mujer, y desde el compromiso con la formación que comparto con Fundación Inquietarte, desarrollé, apoyada en el material audiovisual de la IV edición del festival.

Partiendo de los contenidos argumentales que, mayoritariamente, han ocupado las tramas de los cortos participantes en el IV Visualízame, es decir, la crisis a través del sexo y el canibalismo. El alumnado asistió a la proyección de varios trabajos; “María” de Mónica Lairana (Argentina, 2014), premio al mejor cortometraje de Ficción y el finalista “21 con 40” de Susán Béjar y Gabriel Beitia (España, 2014) como dos registros desde los que abordar la crisis a través del sexo; el drama, en la historia de la esclava sexual María, y en la decisión de una mujer de más de 40 años de edad de quedarse embarazada, pagando por ello el coste de una pizza a domicilio, en el segundo de los casos.

Para ilustrar el canibalismo desde formatos y géneros diferentes se proyectaron los cortometrajes premiados “Canis”, de Marc Riba y Anna Solanas (España, 2014); un crudo relato en el que el hombre se nos muestra como un depredador más que no repara en devorar a los de su especie o en reproducirse con los de otra, en una involución hacia la animalidad, como punto de partida del camino a la supervivencia y “Democracia”, de Borja Cobeaga (España, 2014), cortometraje de ficción en género de, con el canibalismo metafórico en su base argumental, para ilustrar la, denominada por Freud, pulsión; la pulsión de la muerte del otro para preservar la vida de uno mismo. También se proyectaron los cortos de ficción finalistas “Encarna viva” de María Sánchez Testón (España, 2014) y “La cena canibal” de Mónica Negueruela (España, 2014). Dos degluciones, la primera en una carnicería, tres mujeres de mediana edad degustando el jamón fresco y recién cortado por el carnicero, entregado a la causa de levantar el país apostando por los recortes aunque estos se inflijan, de modo literal, a los ciudadanos; la segunda, una cena compartida por dos parejas en un lujoso restaurante, vegetariana una y carnívora otra, una cena de cazadores que caerán en su propia trampa.

La proyección de estos audiovisuales fue, a la vez, punto de partida y material de apoyo para ilustrar las nociones básicas de acercamiento al lenguaje cinematográfico que compartí con ellos, unas nociones lo suficientemente claras como para despertar en ellos la inquietud por conocer un lenguaje, del que, si bien, como integrantes de una generación educada en la sociedad de la información y el audiovisual, reciben información y generación de emociones, desconocen los mecanismos que permiten esta transmisión de información y emoción de modo audiovisual, lo que les ancla en el papel de receptores más que de espectadores.

La sesión finalizaba con la proyección de “Un lugar mejor” de Moisés Romera y Marisa Crespo (España, 2014), un claro ejemplo de lo limitado de la información que recibimos, a través de un audiovisual, cuando permanecemos en el papel de receptores.

La experiencia en el instituto resultó tan positiva que tendrá continuidad en la itinerancia de la próxima y ya V edición del festival Visualízame, Audiovisual & Mujer, pasando entonces a impartirse como taller con una duración más extensa.


No hay comentarios:

Publicar un comentario